NEW YORK CITY
2013
Dicen que a los trece años es una época donde los niños dejan de ser niños y pasan a ser adolescentes. Se revelan contra el mundo, les salen espinillas, empiezan a interesarse en el amor, en el sexo, a las chicas les viene la menstruación etc. Vamos, una época en que estos pequeños humanos están en pleno crecimiento y comienzan a aprender las verdaderas lecciones de la vida. Dura exactamente cinco años, hasta los dieciocho años, cuando supuestamente pasar a ser adultos.

Ahora mismo si estas planteándote en inscribirte en esta prestigiosa universidad es por que has pasado esta etapa, pero bueno, ¡eso cosa del pasado! Olvídalo, pon eso en un rincón de tu memoria.

Ahora estás viviendo el año 2013 en la Universidad de Brown, situada cerca del corazón de Nueva York.

¿Estás aquí por elección propia, por el sueño de convertirte en alguien famoso en la vida? ¿Por qué tus padres tienen una cuenta bancaria muy grande? ¿O tal vez por obligación?

Sea la razón que sea el resultado es el mismo, estas en una de las mejores universidades de América, pero aquí no te daremos 'la comida masticada' lo cual si de verdad deseas llegar a ser alguien en la vida tendrás que currártelo, aquí no regalamos nada.

¡Casi lo olvido! Tal vez exijamos mucho, pero tampoco descartes la idea de tener un poco de diversión. Fiesta, alcohol, sexo, drogas.

En resumen, el libertinaje total.

Para Algunos, la diversión significa dormir en tantas camas como sea posible, para otros, las compras y manicura son las cosas más importantes en su vida y siempre habrá los -por su padres- tienen dinero y reputación.

Pero dejando todo eso atrás, en la oscuridad de Brown se esconden varias personas que pertenecen a una especie de secta, un grupo donde su intenciones no son exactamente buenas. Se hacen reconocer por 'la logia', una panda de personas donde jugarán con cualquier persona que les apetezca. Les gusta ver sufrir a los demás, viven a costa de ellos. ¿Que pasa? ¿A caso tienes miedo de ser su próximo elegido? Tranquilo, como en los cómics y películas de Stan Lee donde hay un villano, hay un super héroe, e aquí nuestros super héroes se hace llamar anti logia, un grupo donde quieren la paz en la universidad y acabar con toda esa crueldad.

Y dime, ¿quien eres tu? ¿Eres un becado? ¿Un estudiante normal? ¿O tal vez te guste la idea de pertenecer a la logia? Otra posibilidad es que quieras cumplir el sueño de todo niño, ser un super héroe y pasar a ser miembro de la anti logia pero...

Seas lo que seas, se bienvenido a Brown University.
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 73 el Miér Jul 17, 2013 2:39 pm.
Omega Chi 0 puntos
Kappa Tau 0 puntos
Delta Nu 0 puntos
Zeta Beta Zeta 0 puntos
Tri Pi 0 puntos
Sigma Alpha Epsilon 0 puntos
Gamma Phi 0 puntos
Profesores y empleados Brown 0 puntos
Ciudadanos 0 puntos
Universitarios 0 puntos
MEJOR CHICO
Aaron F. Ryder
MEJOR ROLER
Aaron F. Ryder
PJ. MÁS FOLLADOR
Aaron F. Ryder
PJ MÁS BORDE
Lyov O. Mogilevich
PJ MÁS SIMPÁTICO
Maximo B. Ryder
PJ MÁS DIVERTIDO
Mike R. Shepherd



creo que se me fue el apetito... (Bastian)

Ir abajo

creo que se me fue el apetito... (Bastian)

Mensaje por Lucy J. Stuart el Vie Nov 30, 2012 6:00 am

Una llamada me sacó de mi ensoñación. Miré el reloj, las 10 de la mañana, quién me llamaría a esas horas en fin de semana? Estaba claro que mis amigas no, sabían que no solía levantarme pronto y si querían algo esperaban hasta alrededor de las 12 o así para hacerlo, o simplemente dejarme un mensaje para que lo leyera nada más despertarme. Lancé una especie de gruñido y busqué a tientas el teléfono de encima de la mesa hasta que toqué algo que se cayó al suelo. Rodé los ojos y me incorporé para cogerlo justo cuando dejaba de sonar. Genial, me despiertan para nada, pensé mientras desbloqueaba el aparato para mirar quién me había despertado. Mis ojos se cerraron por tanta luz de repente pero enseguida se acostumbraron y un sudor frío me recorrió el cuerpo al ver quien me había llamado. Mi madre. ¿Por qué me llamaría a esas horas?? Nunca solían llamarme en fin de semana. A no ser... Me levanté apresurada de la cama y me acerqué a mirar mi agenda, mierda, esa semana mi madre viajaba de Francia, algo importante de la revista al parecer pero ni siquiera me había preocupado por saber el qué. De hecho ni me había acordado de que venía. Quería recordar que no vendría hasta el lunes, pero a saber, a veces se me olvidaban las fechas.

Abrí las persianas y me dispuse a ordenar todo más o menos. No era alguien desordenado, pero si mi madre iba... bueno, ella siempre encontraba algún desperfecto en las cosas que hacía. Me acerqué de nuevo a la cama para hacerla cuando recibí una nueva llamada suya. Nunca se daba por vencida tan fácilmente. Cogí el teléfono y saludé, para recibir una pregunta incriminatoria de qué hacía durmiendo a esas horas. Rodé los ojos y puse la voz de una hija feliz por una llamada de su querida madre. Al final acordamos en quedar a desayunar juntas en cosa de una hora. Lo que me hacía darme prisa en todo. Terminé de hacer la cama y me apresuré a ducharme, vestirme y arreglarme para estar perfecta. Nada de un vaquero y una camiseta, eso era un insulto para la reina de la moda. Opté por unos pitillos negros, una jersey también negro ajustado y una americana beige con un cinturón negro y para los pies unas botas altas. Y que no faltasen los complementos. Ya maquillada y emperifollada salí al coche para dirigirme a aquel café.

Aparqué y miré la hora. Llegaba sorprendentemente pronto, así que elegí una buena mesa y me senté a esperarla, cosa que no se demoró más de 10 minutos. Tras los saludos correspondientes pedimos y estuvimos hablando por cosa de una hora. La velada fue perfecta y nos despedimos con un cálido abrazo. Así me quedé sola por la ciudad y con bastante hambre, pues aparte de que se acercaba la hora de comer no había desayunado más que un café con leche. Me puse a andar y curiosear por la ciudad. Tenía que confesar que no conocía casi nada aquel lugar a pesar de llevar un tiempo y de haberlo visitado con mi madre.

Siguiendo los consejos de mi madre me dirigí a una zona un poco rara, según ella había por ahí lugares en los que se comía bastante bien y no eran demasiado caros. Raro que mi madre dijera eso, pero supuse que su época de estudiante no se le había olvidado, y agradecía esos consejos que me daba. Por ello, me adentré en uno de esas callejas. No me traía del todo buena espina, teniendo en cuenta que andaba sola, pero si me lo recomendaban, en teoría no tenía de qué preocuparme. Agarré con seguridad mi bolso y seguí andando, pero un movimiento a un lado me hizo detenerme y girarme y tras ver una rata paseándose tranquilamente no pude evitar chillar...





Lucy J. Stuart



avatar
Lucy J. Stuart

Fecha de inscripción : 08/04/2012
Edad : 27

Volver arriba Ir abajo

Re: creo que se me fue el apetito... (Bastian)

Mensaje por Bastian Bakker el Vie Nov 30, 2012 6:31 am

Sonó mi despertador, me ladee en la cama para poder tener una visión de él, eran las 7 de la mañana,¿que hora de despertar era esta?, entonces fue cuando recordé que tenia que ir a recoger un traje a la tintorería para esa noche.

Me incorpore, estire todo mi cuerpo y por fin me puse en pie, cogí el pantalón de pijama y me le puse,para así iniciar una caminata hasta la ventana donde abrí la persiana para poder observar como hacia en la calle, un inmenso cielo negro y estrellado me absorbió, entonces fue cuando pensé, empieza bien mi día..

Baje a la planta inferior donde me duche, me acicale, desayune y me vestí, ese día elegí ponerme ropa informal un pantalón vaquero de culera baja, una camiseta un tanto vintage con una cazadora estilo aviador, cogí las llaves del coche, el móvil , la cartera y me dispuse a salir por la puerta recordando que había dejado el ticket de la tintorería encima de la mesa de la cocina, (que cabeza la mía) volví a por el y definitivamente salí de casa. La mañana se desenvolvió sin incidentes, media hora en coche hasta la tintorería, recoger el traje, meterlo en el coche y dedicarme a dar vueltas por la ciudad, mirando ropa, necesitaba un cambio de armario, alguna que otra tienda de electrónica, hasta que aposente en el banco de al lado de la fuente donde me quede sentado,que diría, un par de horas reflexionando y quedándome profundamente dormido.

Cuando espabile serian aproximadamente la hora de comer, la calle irradiaba luz por todos sus lares, las calles estaban abarrotadas de gente abrigada hasta los topes, correteando de un lado a otro. Entonces fue cuando saque mis gafas de sol del bolsillo interior de la chaqueta me las puse y decidí ir a comer algo a aquel japones que tanto me gustaba, pero algo sucedió, en una de las callejas paralelas por las que caminaba hoy un grito de una mujer, sin pensarlo dos segundos eche a correr por si necesitaba auxilio.

Cuando llegue, vi a una deslumbrante mujer con pelo rojizo...


Bastian Bakker

avatar
Bastian Bakker

Fecha de inscripción : 26/11/2012
Edad : 28
Localización : Gales

Volver arriba Ir abajo

Re: creo que se me fue el apetito... (Bastian)

Mensaje por Lucy J. Stuart el Mar Dic 04, 2012 5:26 am

No podía creer en mi mala suerte, me había metido en un callejón así sin pensarlo, sin ver los peligros que conlleva hacer eso por Nueva York. Nadie mejor que una neoyorquina para saberlo, pero mis pensamientos me habían hecho una jugarreta, como siempre, pensando en Tate, cuya persona estaba medio desaparecida, y al que echaba mucho de menos, pero sobretodo pensando en mi cita de la mañana. Mi madre... Siempre conseguía que una velada tranquila acabase haciéndome sentir mal con un simple comentario... Que si no estaba de acuerdo con mi pareja, que si tenía que ir a otra puesta de largo, que si tenía candidatos, que si nunca llamaba... Siempre lo mismo, lo único bueno de hablar con ella era saber por mi padre, pues a pesar de vivir en la misma ciudad rara vez le veía por los negocios. Y además, quitando el hecho de que me había metido en un callejón que podía ser peligroso y en el que podía acabar yo mal me tenía que encontrar con un bicho de esos. Por suerte, el animal solo correteaba hacia la basura, lejos de mi presencia. Aún así no podía negar que me había asustado, y seguramente el grito que había soltado me había hecho ver como una estúpida. Lo único bueno, en Nueva York nadie prestaba atención a esas cosas. La gente estaba demasiado ensimismada en si misma como para mirar a su alrededor.

Así sin más, me di cuenta que además de gritar me había quedado ahí parada por un rato, a saber cuanto, lo que, para cualquiera que estuviese mirando, le parecería gracioso. Empecé a moverme, en la dirección que llevaba desde un principio cuando me di cuenta de que cada minuto que pasaba era más estúpida. No me iba a meter en un callejón tan estrecho. Me di la vuelta cuando mi estómago rugió enfadado. La resaca empezaba a hacer mella del día anterior y se juntaba con el hecho de que no había comido demasiado. De hecho, solo iba a ese restaurante por obligación a comer algo y porque mi madre acabaría urgando a ver si la había hecho caso. Empecé a caminar hacia la salida del callejón cuando me pispé de una figura, alcé la cabeza para ver a un muchacho y me quedé parada, asiendo el bolso por si acaso y escrutándole por ver si querría algo… Definitivamente tenía que dejar de meterme en problemas…





Lucy J. Stuart



avatar
Lucy J. Stuart

Fecha de inscripción : 08/04/2012
Edad : 27

Volver arriba Ir abajo

Re: creo que se me fue el apetito... (Bastian)

Mensaje por Bastian Bakker el Vie Dic 07, 2012 5:56 am

Me encontraba de pie a unos 50 metros de una silueta de mujer, de pelo rojo que ondeaba jugueteando con el viento. Me quede observándola durante unos segundos pero para mi fue una eternidad, me encantaba como su silueta cortaba el espacio, su piel clara y sobre todo esos rizos cobrizos.

Me sentía atontado, parecía que Mike Tyson me hubiera hecho un knockout y mi cuerpo fuese incapaz de reproducir cualquier movimiento que mi cerebro le ordenase hacer. Pude atisbar en el rostro de la chica que me miraba con desconfianza y vi hacerla un gesto de protección de su bolso hacia ella aferrándolo completamente al cuerpo, ¿realmente estaría pensando que la iba a hacer algo malo?

Entonces fue cuando me pare a ver el entorno, una callejuela mal puesta con sus paredes grises, y una envoltura de oscuridad recubría sus recovecos, no era el ambiente ideal para empezar una conversación y menos con un extraño que acababa de ver corriendo hacia ella, quedándose parado a una distancia bastante corta. Era lógico.

Por fin pude establecer contacto visual con su mirada, un escalofrió recorrió mi cuerpo inundandome de una sensación que hacia mucho que no sentía, era como una corriente que recorría todo mi cuerpo pasando por todos los rincones de mi ser, entonces fue el momento en el que mi razón me puso en lugar: que iba a querer una chica como aquella con un chico como yo, entonces algo decepcionado y cabizbajo al verla que estaba bien y sin correr ningún apuro , saque mis auriculares con mi mp3, me los puse en las orejas; dando media vuelta, retrocediendo lentamente...

Pero antes de irme como forma quizá de autoconsuelo grite al aire de espaldas a ella: tranquila, no te voy a hacer ningún daño, simplemente te oí gritar y vine para asegurarme que estabas bien, por cierto mi nombre es Bastian Bakker... en ese instante me fui alejando poco a poco por aquella callejuela hacia la entrada principal...


Bastian Bakker

avatar
Bastian Bakker

Fecha de inscripción : 26/11/2012
Edad : 28
Localización : Gales

Volver arriba Ir abajo

Re: creo que se me fue el apetito... (Bastian)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.